Además de director de cine, ¿a qué más se dedicó Bigas Luna?

Bigas Luna Pablo Serrano

Si yo te digo Bigas Luna tú me dices Jamón, Jamón pero si tú me dices Bigas Luna yo te digo…

Al director barcelonés le conocemos principalmente por su dedicación al cine en el que empezó en los años 70, rodó Tatuaje, primera aventura de Pepe Carvalho –su primer largometraje- en 1976, por ser el descubridor de grandes actores y actrices como pueden ser Penélope Cruz (Jamón, Jamón, 1992), Javier Bardem (Huevos de oro, 1993) o Verónica Echegui (Yo soy la Juani, 2006) y, además, por ser uno de los pocos españoles que logró pisar el Festival de Cannes.

Pero, aunque nos gustaría que sí, no todo es cine. Y es que, como se puede ver en la muestra que recoge el IAACC Pablo Serrano, Bigas se dedicó en su vida a muchísimos otros ámbitos del arte. En El “Otro” Bigas Luna. La seducción de lo tangible, el espectador será testigo de la totalidad de prácticas artísticas que realizó a lo largo de su vida el reconocido cineasta: performance, fotografía, dibujo, pintura…y un largo etcétera.

A lo largo de toda la muestra podemos ver el fuerte arraigo a la naturaleza que tiene el autor, a la cual usa en determinados momentos para conformar sus obras como cuadros realizados a base de tierra y lona. En el recorrido de la misma se respira, a la vez, una gran unión con la tierra, como podemos ver en los diferentes apartados que la componen: Erogisno, orígenes y retazos de vida, Semillas o Simbiosis creativa con la naturaleza, son algunos ejemplos.

Trabajo con la tierra que da forma y textura a mis obras”

Bigas Luna

 

Imagen 1

Yroco (serie Lactatio) y Lactatio

La técnica que primero le cautivó fue la fotografía, de ella son destacables los negativos, a los que otorga de cuerpo y alma, que componen la serie A fior di pelle dotada de un cuidado y excelente pulso erótico. Por otra parte también somos conscientes de la importancia que tuvo la fotografía en su vida al realizar montajes fotográficos obtenidos durante la grabación de Jamón, Jamón en tierras monegrinas.

Su faceta más intimista se recoge en un pequeño apartado de la exposición que a su vez también nos invita a recogernos de manera íntima. Y es que Bigas Luna usaba sus guiones como fondo de su obra gráfica uniendo de esta manera las dos artes, y creando una magnifica simbiosis entre trabajo y creación. Su serie Anfang es una gran prueba de esta idea.

Me satisface esa mezcla de lo que pinto con lo que escribo, mi vida y mi trabajo como fondo de mis dibujos.”

Bigas Luna

 

Imagen 2

Serie fotográfica A fior di pelle

 

Bigas y Aragón

Su vinculación con Aragón es diversa. Su familia materna era de Zaragoza y su esposa, Celia Orós, también, por lo que eran muy comunes sus viajes a la capital aragonesa. Famosa es la anécdota en la que en 1998, Bigas Luna propuso cambiar el escenario de la ofrenda de flores y frutos por el actual para otorgarle mayor grandiosidad. Pero sobre todo se le recuerda en nuestra tierra por rodar Jamón, Jamón en la región de los Monegros en 1991, película de la que se cumplieron 25 años en 2016, justamente el año en el que se estrenó su documental Bigas x Bigas, un vídeo-diario conformado por diferentes escenas únicas de su vida donde se muestran diversos vídeos, textos pictóricos y archivos de audio por los que desfilan escenas familiares, reflexiones y charlas con actores y amigos.

Si quieren conocer mejor al cineasta español o, por el contrario, ya lo conocían pero quieren ponerse a prueba, no duden en visitar la exposición que estará abierta hasta el próximo 10 de Diciembre.

 

 

Imagen superior: Secuencia fotográfica culminante de Jamón, Jamón

 

Pamela Tomás

Redactora de la Revista Kalós