La persistencia de la fotografía: Spectrum Sotos

fotografía spectrum

El pasado 23 de marzo la Galería Spectrum Sotos daba el pistoletazo de salida a la celebración de su 40 aniversario y nosotros no quisimos faltar a la cita. Hoy en este ensayo queremos revisar su trayectoria a lo largo de todos estos años y remarcar su relevancia en la Historia de la Fotografía de España.

En la actualidad encontramos que la fotografía está perfectamente integrada en las grandes colecciones, museos, galerías y ferias de arte como un soporte plástico más, pero si retrocedemos 40 años la situación que nos encontramos dista bastante de la actual. Y en este afianzamiento del soporte fotográfico, si hay alguien al que agradecer su trabajo y constancia, es a Julio Álvarez Sotos.

Spectrum nace cuando todo estaba por hacer. Entonces la fotografía estaba ligada a los clubs y sociedades fotográficas de aficionados y no era considerada obra plástica. Únicamente iniciativas como la revista Nueva Lente y los Talleres Mediterráneos de Fotografía celebrados en Cadaqués en el verano de 1977 apostaban por la fotografía de autor. En éstos Julio Álvarez encontraría un modo diferente de entender la fotografía y allí conocería también a Albert Guspi, director de la galería Spectrum de Barcelona –pionera de las galerías fotografiadas en España–,y quien más tarde acudiría a él para proponerle abrir una galería especializada en fotografía en Zaragoza. Canon estaba interesada en montar galerías en diferentes ciudades de España, y Albert Guspi pensó en él.

El 23 de marzo de 1977 se inauguraba la galería y escuela Spetrum Canon en Zaragoza, que en sus primeros cinco años estuvo integrada en la red de galerías Canon de España. Durante estos años, la colaboración con Canon permitió traer hasta Zaragoza exposiciones míticas de figuras hoy fundamentales en la Historia de la Fotografía como Franco Fontana, Richard Avedon, Robert Mapplethorpe, Man Ray, Diane Arbus, o Aaron Siskind, entre muchos otros. En 1981 las galerías del circuito Canon dejarían de recibir ayudas y cerrarían sus puertas, sin embargo la galería Spectrum siguió su camino en solitario y con ello enfrentó toda una labor de promoción y divulgación de la fotografía continuada, que hace que hoy en día tenga el prestigio y reconocimiento debidos.

20170419164334201_0001

La Galería Spectrum Sotos en sus primeros años.

Durante los primeros años de recorrido desarrolló un discurso expositivo bastante ecléctico. Fotografía histórica, grandes maestros, artistas contemporáneos consagrados y artistas aragoneses fueron expuestos en sus paredes. El principal objetivo de Julio Álvarez: educar la mirada del espectador y mostrar las posibilidades que ofrece el soporte fotográfico.

«Cuando abrí la galería era consciente de que tenía que hacer una labor didáctica. Había que educar la mirada del espectador para que lo entendiera. Soy un apasionado de las vanguardias históricas, para mí es el summum del mundo de la fotografía. Pero no podía traer eso porque la gente no lo entendería. Había que educar poco a poco la mirada. Y en ese aspecto a lo largo de los cuarenta años, los que vienen a ver las exposiciones ya tienen esa mirada educada».

Como ya hemos dicho, cuando nace Spectrum todo estaba por hacer. España salía de un periodo de dictadura y el deseo de libertad, experimentación y aprendizaje tomaba la calle, lugar donde explotaría toda esa creatividad materializada en música, revistas, cine, cómics, fotografía y pintura, es decir, en la denominada Movida. Movimiento comúnmente acompañado del adjetivo de “madrileña”, pero que tuvo también su desarrollo en otras ciudades españolas, como fue el caso de Zaragoza. Y Spectrum fue una gran protagonista en toda esta ebullición. El propio Julio Álvarez recuerda como la gente acudía disfrazada a las inauguraciones que se celebraban en la galería convirtiéndose ellos mismos en un objeto más de exhibición.

Fue por entonces cuando la fotografía comenzó a ser considerada como una manifestación artística más en España. En los años setenta tuvieron lugar una serie de acontecimientos que ayudaron a asentar la industria fotográfica. Durante la década se abrieron galerías especializadas –entre ellas la galería Spectrum Canon en Zaragoza– y salas de exposición, se editaron nuevas revistas, se crearon escuelas y academias, y todo ello ayudó a asentar las bases de un mercado fotográfico.

Llegados los ochenta, Zaragoza experimentaba una significativa ebullición cultural y en todo este ambiente las instituciones públicas comenzaron a apoyar propuestas y proyectos. En este sentido, en el ámbito de la fotografía, la labor didáctica emprendida por Spectrum comenzó a llevarse a cabo también desde éstas, y así en 1982 tenía lugar la primera exposición de fotografía organizada por el Ayuntamiento de Zaragoza y dirigida por Julio Álvarez, en La Lonja, dedicada a Ricardo Compairé. También a lo largo de los ochenta trabajaría en una serie de exposiciones que tuvieron como objetivo dar a conocer a fotógrafos históricos aragoneses como Juan Mora Insa, Ramón y Cajal, o Jalón Ángel.

Su labor como altavoz de la fotografía daría un paso más y en el año 1983 organizaría en Zaragoza el festival Vanguardias y Últimas Tendencias, que apostaría por la fotografía, el cine y el audio con exposiciones, performance, proyecciones y conferencias. Más tarde, este acercamiento a la ciudad de las últimas tendencias en fotográficas y vídeo se completaría con el festival Imagen Nueva.

4

Exposición Un artista, un coleccionista.

Durante estos cuarenta años de trayectoria, la galería Spectrum Sotos y Julio Álvarez Sotos a su dirección han llevado a cabo una tarea de difusión y educación de la fotografía como obra de arte que suma un total de más de 350 exposiciones, y la organización y comisariado de acontecimientos tan importantes y relevantes para el mundo de la fotografía como fueron Tarazona Foto y, más adelante, Huesca Imagen. Festival Internacional de Fotografía. Una labor didáctica que en todo momento fue acompañada de las lecciones impartidas en su escuela fotográfica.

Desde sus inicios la galería nace también como escuela de foto. No existían entonces galerías que mostrasen el trabajo fotográfico, pero también había un vacío de escuelas. Y en este sentido, Spectrum hizo que su nacimiento cubriera estas dos carencias presentes en Zaragoza. Cuarenta años después, galería y escuela, ambas permanecen. Por su escuela han pasado un gran número de alumnos, muchos de ellos en la actualidad reconocidos artistas o profesionales de la fotografía. Y de hecho, ésta es la que ha permitido que la galería pueda subsistir durante tanto tiempo.

Finalmente, habría que resaltar también el gran compromiso que siempre ha tenido la galería con la promoción de la obra fotográfica no solo desde sus espacios, sino también desde las numerosas y tempranas salidas a diferentes ferias de arte internacional, como fue el caso en 1981 de XII Reencontres Internationales de la Photographie. Marché International de la Photographie en Arles, donde la galería Spectrum de Zaragoza fue la única participante española. A este encuentro habría que sumar otros tantos como ARCO, PARIS PHOTO, SAGA, DFOTO, MadridFoto o Estampa.

Inauguración-de-la-exposición-Un-Artista-Un-coleccionista-con-motivo-del-40-Anviersario

Inauguración de la exposición Un artista, un coleccionista, con motivo del 40 aniversario.

Como vemos, su concienzudo compromiso con la difusión y puesta en valor de la fotografía y el fomento de un incipiente coleccionismo fotográfico desde los inicios de su andadura, hacen de Spectrum un enclave fundamental en la consolidación de la fotografía como obra artística en España tras haber pasado décadas de dictadura anclada en el academicismo. Pero, además, lo meritorio es sobre todo el desarrollo de esta labor durante cuarenta años, algo que nos explica Julio Álvarez Sotos que consiste también en “ponerle muchas dosis de ilusión todos los días”.

Por todo ello, a nosotros sólo nos queda felicitar a Spectrum por su ya 40 aniversario y desear que nos siga regalando fotografía muchos años más.

 

Imagen superior: Galería Spectrum Sotos.
**Imágenes cedidas por Spectrum Sotos.

 

PARA SABER MÁS…

– http://www.spectrumsotos.es/

– Diez años de imágenes (1977 – 1987). Galería Spectrum, Zaragoza, Moncayo, 1987.

– Mirar el mundo otra vez. Galería Spectrum Sotos, 25 años de fotografía [exposición], Zaragoza, Ayuntamiento de Zaragoza, 2002.

 

Ana Sebastián

Redactora de la Revista Kalós