Entrevista a Maysun: "yo no hago fotos con el coño, las hago con mi intelecto y mis emociones"

Maysun fotógrafa de guerra

Hoy hablamos con Maysun (Zaragoza, 1980), fotógrafa de guerra. Creció en Zaragoza junto a su familia, integrada por su padre palestino y su madre local. La inquietud por la identidad le llevaría a abandonar sus estudios de Arqueología y centrarse en la fotografía, que hasta entonces sólo había sido una herramienta para apoyar sus estudios. Se trasladó a Barcelona, donde contactó con la comunidad palestina y comenzó a retratar a los hijos de la diáspora, iniciando un camino que la llevaría por los conflictos de los Balcanes, África, Asia, Oriente Medio y América Central.

¿Cómo preparas los viajes?

Yo trabajo en dos modalidades: breaking news (noticias inmediatas) y el reportaje de investigación. Para las dos modalidades se necesita leer todo lo que se pueda sobre la situación que se va a cubrir y hacer todos los contactos previos posibles. Esto se hace a través de otros compañeros que hayan estado o a través de organizaciones y ONGs que hayan estado conectadas al tema que quiera investigar. También utilizo la figura del fixer, una figura local que hace las veces de traductor y tiene una red de contactos sobre el terreno que te facilita encontrar la historia. Sobre todo cuando estás en una zona peligrosa es importante estar en contacto con alguien local y que tenga las herramientas suficientes para sacarte de una situación comprometida o peligrosa y, a veces, mediar entre organizaciones para poder acceder a la historia. Todo ese proceso de preproducción se puede alargar para prepararlo mejor, pero cuando son breaking news todo se acelera; es más arriesgado pero normalmente hay otros compañeros que están sobre el terreno y eso lo facilita bastante.

¿Los encargos condicionan el resultado o tienes un estilo fijo?

Depende de la situación. Normalmente trato el tema que quiero. Cuando me han pedido un encargo es porque les ha gustado mi estilo. En ese sentido he tenido suerte porque no he tenido que adaptar mi estilo al encargo. Hay que tratar de conseguir que ellos te necesiten a ti y no al revés. Obviamente la necesidad es mutua pero conforme pasan los años formas tu estilo fotográfico, trabajas a tu modo y quien te ofrezca un trabajo tiene que ser porque quiera tu lenguaje. Otras veces, sobre todo si trabajas para agencias de noticias, hay un lenguaje más estándar al que te tienes que adecuar, pero aun así puedes seguir teniendo tu sello personal.

Actualmente lxs fotógrafxs de guerra son freelance, lo cual hace que se tengan que financiar los viajes antes de cobrar por el trabajo. Manu Brabo en una entrevista dijo que había tenido que pedir préstamos para poder trabajar, ¿te has topado con las mismas dificultades?

Evidentemente todas. Manu y yo estamos en el mismo barco, todos los compañeros pasamos por esta situación. Esta industria está en crisis, y los freelance estamos infinitamente peor, prácticamente no se dan encargos y hay mucha precariedad. Además, a esa situación se le añade el hecho de que por ser mujer tienes menos trabajo, te dan menos encargos y confían menos en ti. Yo he tenido que pedir ayuda muchas veces para poder seguir trabajando, porque los freelance tenemos que adelantar nuestro propio dinero para poder trabajar. Los trabajos personales que voy haciendo, en el 90% de los casos, yo pongo mi dinero, que luego lo recupero con una exposición, una masterclass, publicando el tema… Pero son contados los casos en los que alguien te encarga un trabajo. Es una profesión complicada pero nosotros tenemos que seguir trabajando y crear nuestro espacio. Constantemente te tienes que presentar a becas o presentar tu proyecto a fundaciones a ver si te apoyan.

Maysun_003

Miembros del Ejército Libre Sirio alzan sus armas contra el Ejército Sirio el 13 de marzo de 2013, en el frente de la asediada ciudad de Menag, en la provincia de Alepo. Fuertes enfrentamientos entre  el Ejército Libre Sirio y las Fuerzas del Régimen Sirio tienen ligar en la ciudad de Menag, para controlar la Base Militar Aérea de Menag, asediada desde hace 4 meses por los rebeldes del FSA y situados en la provincia de Alepo, Siria. © MAYSUN

Ya que vais a cubrir la guerra, al menos deberían aseguraros vuestra situación…

A partir de la guerra de Irak, que fue cuando algunos compañeros españoles y extranjeros murieron ahí, muchos medios de comunicación cambiaron la política de empresa para lavarse las manos a nivel legal. Se creó el concepto freelance como el remedio de oro, tú eras tu jefe, tenías libertad… Eso sería sostenible si hubiese siempre trabajo y los precios fuesen los que eran hace 15 años, pero ahora han bajado. Ahora les sale muy bien comprar un trabajo hecho sin cubrir los gastos del freelance. Hace años se podía pagar 5000€ por un reportaje, con los gastos aparte. Ahora si llega a 1000€… da gracias. Y eso no cubre las facturas, ni el impuesto de autónomos… A nivel legal los medios se quieren librar de toda responsabilidad porque si envías a alguien a un sitio peligroso y le pasa algo la responsabilidad es de la empresa, tienen que repatriar tu cuerpo o pagar el hospital si has sobrevivido o pagar una indemnización a tu familia. Fue sobretodo a partir de lo de Couso, que Antena 3, Telecinco y demás medios se enfrentaron al problema y crearon el concepto freelance. Pero eso pasa en todas las profesiones, a día de hoy hasta los editores son freelance, es una medida para reducir costes. Para mí es un engaño. Es insostenible porque la cuota de autónomos en España es de las más caras de Europa. Hay países en los que se paga un porcentaje de lo que cobras, es decir, si ese mes no cobras no pagas, pero aquí no es así y hay veces que no puedes pagarlo. Haría falta regular la profesión.

¿Y esto no lo habláis entre fotógrafxs?

Esto está más que hablado. Hace años se hizo un tarifario mínimo y lo llevó un sindicato, pero el gobierno lo multó porque tenía que haber “libre mercado”. Hay profesiones, como los abogados, médicos o ingenieros que están regulados, pero los profesionales del sector de la comunicación no. Quizá en un futuro cambie, pero el tema va despacio.

¿Cómo ves el estado de la prensa en España después de todo lo que está pasando últimamente?

Diría que la prensa es inexistente, pero es peor, está bajo cero. La poca que hay da vergüenza, por eso se va la gente al extranjero. Hay poco trabajo y el que hay no lo quieren pagar. Falta desarrollar un respeto público por la profesión, que conlleva valorarlo también económicamente. Recibo muchos mensajes del tipo “valoramos mucho tu trabajo pero no podemos pagarlo, aunque nos encantaría usarlo”. Eso no es valorarlo tanto. El día que se pague, la prensa podrá mejorar. Y al nivel de la libertad de expresión, creo que nunca hemos estado en un país democrático, ahora por decir tu opinión te meten en la cárcel, vamos hacia atrás en vez de ir hacia delante.

Egyptian protester shout slogans supporting Hamddem Shabahi at a demonstration in Talat Harb Square, Cairo, Egypt.

Manifestante egipcia grita eslóganes de apoyo a Hamddem Shabahi en una manifestación el 20 de mayo de 2012, en la plaza Talat Harb, El Cairo, Egipto. © MAYSUN

¿Y cómo podemos apoyar a lxs fotógrafxs?

No es cuestión de que sólo la gente de la calle apoye. Creo que desde que empezaron las ediciones digitales en Internet se ha cometido el error de ofrecer gratis al lector la prensa y eso la ha matado. Antes se pagaba por un periódico y sería correcto que se siguiera haciendo. Como no se hizo al principio no pueden hacerlo ahora porque el lector ya se ha acostumbrado y los periódicos y revistas han perdido tanto dinero que están cerrando. No saben cómo salir de este meollo. Cuesta mucho esfuerzo, tiempo y dinero poder crear esos contenidos, se debería valorar la calidad y apoyar iniciativas de periodismo de investigación, como la revista 5w, con la que a veces colaboro. Empezaron de cero y dependen de las suscripciones y el crowfounding de los lectores. Es importante que los lectores lo apoyen y se entiendan como parte activa de ello. El gran problema es que los medios de comunicación están dirigidos por empresarios y no por periodistas, porque cuando alguien tiene la responsabilidad de tomar grandes decisiones a nivel periodístico y no tiene el bagaje de  un periodista, no mira por la calidad, sino que sólo se preocupar por la publicidad, y ello hace que se resienta toda la cadena de la información.

¿Crees que los premios de fotografía son útiles para apoyar a lxs fotógrafxs?

Tengo una opinión encontrada con ello. Son útiles porque te da la oportunidad de tener visibilidad. Tengo la sensación de que estos concursos están hechos para fotógrafos y editores, pero no tanto para el público.

Hay mucho debate ético con este tema, pero yo me niego a participar en un concurso en el que haya que pagar, porque me parece un robo: los freelance ya estamos lo suficientemente fastidiados como para pagar por concursos o becas. Si nosotros pedimos una beca o participamos, es porque necesitamos el dinero para hacer un trabajo, y si cada uno vale, por ejemplo 50$, acaba siendo mucho dinero, pero además si cada uno ha tenido que pagar, ¿cuánto dinero se llevan a nuestra costa? Hacer negocio de las necesidades e ilusiones de fotógrafas me parece obsceno, no voy a pagar por un concurso o beca. Hay que aprender a qué puedes presentarte y dónde te están engañando.

Maysun_002

Frontera de Rafah, entre Gaza y Egipto. Una mujer lituana embarazada de 8 meses a la que le han negado el paso a Gaza, donde vive su marido palestino, durante los primeros meses de bloqueo por el rapto del soldado israelí Gilad Shalit. © MAYSUN

Vi una entrevista tuya en eXTRE-FOTO y dijiste que cuando te dijeron que tu fotografía iba a salir en la portada del New York Times pensabas que era una broma de tu amigo. Hace poco en una mesa redonda feminista la poeta Ana Rossetti comentó que le pasó algo parecido, y eso llevó al tema de que las mujeres tenemos siempre una gran falta de autoestima en el ámbito profesional.

No lo había pensado hasta hace poco, pero me doy cuenta de que las mujeres tenemos menos autoestima en general, porque la sociedad espera mucho menos de nosotras, espera que seamos sumisas y subordinadas y da por hecho que lo vamos a dejar todo en cuanto tengamos un hombre al lado. Cuando tienes una pareja y hay una disyuntiva, por ejemplo, una relación a distancia, la que cede y se desplaza es ella pero, ¿cuántos hombres dejan su vida por los sueños de ella? Creo que nos han educado de forma que interiorizamos que eso es así y que tarde o temprano vamos a tener que renunciar a ciertas cosas por amor o por nuestros hijos, tenemos que ser sacrificadas. Los hombres simplemente no se lo plantean, se da por sentado.

Parece que no solo tenemos que convencernos a nosotras, sino que también tenemos que convencer a los demás, siempre tenemos que trabajar mucho más para tener las mismas oportunidades que ellos, y eso agota. Por eso cuando pasa piensas, ¿realmente me está pasando esto a mí?

Salir de las dinámicas patriarcales no es tan fácil, el feminismo se tiene que ir trabajando día a día, se proyectan roles y micro-roles sexistas a diario y continuamente hay que ir haciendo autocrítica.

Además en el tema de la fotografía de guerra parece que las mujeres tienen menos sitio todavía, que su “mirada” es distinta…

A mí cuando me preguntan si hay una mirada femenina yo respondo que yo no hago fotos con el coño, las hago con mi intelecto y mis emociones. Nadie se pregunta si hay una mirada masculina o si hacen fotos con el pene. Tienen su mirada. Pero como parece que las mujeres no la tienen, tiene que ser que “hay una mirada femenina”.

 

Gaza_008

Maysun en Gaza.

¿Queda espacio para una posición política personal después de ver la guerra directamente?

La ética periodística me dice que tengo que estar del lado de las víctimas, independientemente del lado que sea, pero eso depende del tipo de periodista que seas. Lo que no se puede hacer es propaganda, pero te puedes hacer tu idea política de una situación. Hay que tener límites para seguir siendo periodista y no un activista, aunque a veces cuesta. Eres un vehículo de información, no de opinión, es una diferencia muy importante. Yo brindo la información y la gente por sí misma tomará su postura.

¿En qué estás trabajando ahora?

¡Puf! En muchas cosas a la vez: en un par de temas en Centroamérica, en Kenia, estoy preparando un libro sobre Siria… muchas cosas y no tantas como querría, pero no puedo dar muchos detalles todavía.

¿Qué opinas del panorama cultural en Aragón?

Esto te lo voy a decir como mujer, como zaragozana y como hija predilecta de Zaragoza: estoy muy enfadada con la región, porque creo que tenemos uno de los patrimonios culturales más maravillosos del mundo y está muy mal gestionado. No se le saca partido a lo que tenemos, no está bien cuidado y no se destinan suficientes fondos para el desarrollo de la cultura en esta región. Se podrían hacer muchos proyectos culturales que no se hacen. Los políticos de esta región tienen más interés en proyectos que den dinero, como el parking de la Plaza del Pilar, que se cargó la polis romana. Se han cargado muchas plazas que antes eran preciosas talando árboles y poniendo cemento y, encima, se ponen la medalla de haber hecho algo por la ciudad cuando no han escuchado a la gente.

Había infinidad de edificios modernistas que se tiraron, los museos no sacan partido de todo lo que tienen… No digo que haya que llenar la ciudad de turistas como en Barcelona pero, por ejemplo, allí tienen una ruta del modernismo, y nosotros hemos tirado casi todos los edificios. No hay escuela de cine siendo que hemos parido a varios de los cineastas más importantes, como José Luis Borau o Vigas Luna. Faltan espacios culturales y sobran bares, la gente ahora es más inculta que hace 20 o 30 años: lee menos y bebe más.

Maysun_001

Un miembro del Ejército Libre Sirio iluminando el cuerpo de un desconocido, asesinado por un bombardeo de la artillería del ejército sirio, en el cementerio de Alepo, Siria, el 13 de octubre de 2012, antes de su entierro en una fosa común.  Con el aumento de víctimas, los pocos hospitales activos luchan para hacer frente al número de víctimas, mayoritariamente civiles, causados por tantos meses de lucha entre las fuerzas del gobierno y los rebeldes sirios. © MAYSUN

 

Imagen superior: Maysun. © MAYSUN

Ana Muñoz Pico

Redactora de la Revista Kalós